El técnico del Manchester City, Pep Guardiola, confirmó las bajas de Kyle Walker y Nathan Aké para el encuentro de la jornada 32 de la Premier League ante el Crystal Palace este sábado (13.30 horas), solo tres días antes de visitar al Real Madrid en la ida de cuartos de final de la Liga de Campeones. «Eddie (Ederson) está mucho mejor y tal vez entre en la lista. Aké y Walker no llegan», reveló Guardiola en la rueda de prensa previa al encuentro doméstico de este sábado, confirmando la mejoría del guardameta brasileño para su visita al Santiago Bernabéu del martes 9 de abril. Ederson se fue lesionado en el empate a uno con el Liverpool en Anfield a principios del mes pasado tras chocar con Darwin Núñez en una jugada fortuita. El guardameta brasileño ya participó en los entrenamientos previos al duelo del domingo pasado contra el Arsenal (0-0), pero no estuvo disponible ni en ese partido ni en la victoria del miércoles por 4-1 contra el Aston Villa. Por su parte, Walker se lesionó en el parón internacional y no ha vuelto a jugar desde entonces, ausente ante el Arsenal y el Aston Villa. Mientras que el central neerlandés se retiró cojeando a los 25 minutos de la primera mitad contra los ‘Gunners’. Además, no pudo confirmar la presencia del belga Kevin De Bruyne y el noruego Erling Haaland, ambos en el banquillo en el partido contra el Aston Villa de este miércoles, y que quizá tengan descanso pensando en el encuentro de Champions. «No lo sé todavía. Jugamos a las 13.30 después de un partido hace dos días. Lo tengo que pensar», explicó el técnico.