El equipo maño machacó al conjunto gallego en la pelea por la salvación (98-79). Los bilbaínos vencieron a los canarios (81-71).
Basket Zaragoza, 98 – Obradoiro, 79El Casademont Zaragoza, con la victoria sobre el Monbus Obradoiro, alcanza los 11 triunfos y roza la permanencia de manera virtual después de un partido muy luchado y trabajado por los dos equipos y que decantó el conjunto aragonés en los últimos cuatro minutos no reflejando el marcador final lo equilibrado del partido. FINAAAAALLLL. VICTORIA IMPORTANTÍSIMAAA ?????? pic.twitter.com/IwHOKea02x— Casademont Zaragoza (@casademontBZ) April 6, 2024El equipo aragonés, que sumó su tercera victoria en los últimos once encuentros, se queda a un triunfo de lo que habitualmente se considera como la salvación, 12 partidos ganados, por lo que podrá afrontar los últimos seis encuentros de la temporada sin una gran presión por mantener la categoría.El equipo de Porfirio Fisac se impuso a un rival directo por la permanencia como el gallego que tendrá que seguir remando para evitar el descenso de categoría.Bilbao Basket, 81 – Gran Canaria, 71El Surne Bilbao Basket encadenó su cuarta victoria consecutiva tras derrotar al Dreamland Gran Canaria en Miribilla con más solvencia de la que reflejó el 81-71 final y complicó las opciones de ‘playoff’ del equipo de Jaka Lakovic. GARAIPENAAAA! ????RUGIERON LEONES ????Victoria average para los Men In Black ante Dreamland Gran Canaria para sumar la victoria número 13 de la temporada. Aurrera Surne Bilbao Basket! pic.twitter.com/uxMld8KSLE— Surne Bilbao Basket ?? (@bilbaobasket) April 6, 2024El equipo amarillo encajó en la capital vizcaína la cuarta derrota seguida fuera de la isla, la tercera en las última tres jornadas, en un partido muy gris en el que solo los 16 puntos de Nico Brussino sobresalieron dentro una actuación colectiva por debajo de lo esperado.Todo lo contrario que un Surne Bilbao muy coral que encontró la llave anotadora en la muñeca de Keith Hornsby (21 puntos y 3/6 en T3) para llevarse un triunfo, el decimotercero del curso, que mantiene vivas sus todavía remotas opciones de meterse entre los ocho primeros.