Mar. Ene 31st, 2023

Gracias a la recuperación del turismo mejoran las previsiones económicas para 2023 y se anuncia que la tasa de paro bajará del 17%, un dato que no se alcanzaba desde 2007
Las cosas no pintan mal para la economía de Sevilla. Aunque continúa en proceso de desaceleracion , lo cierto es que “resiste” y– según los analistas – mejoran las previsiones económicas para el final de este año y para el comienzo de 2023 , y en cuanto al mercado laboral la tendencia también sigue siendo positiva y se anuncia que la tasa de paro bajara del 17%, un dato histórico que no se alcanzaba desde el 2007El Barómetro económico que han dado a conocer hoy el Colegio de economistas de Sevilla y la Universidad Loyola refleja que el Producto Interior Bruto de esta provincia podría crecer hasta un 4% en 2022, y un 1,5% en 2023, y en ambos casos son varias décimas de mejora. En cuanto al mercado laboral, la tendencia sigue siendo positiva. Según la última Encuesta de Población Activa (EPA), el número de ocupados en la provincia ha crecido un 3,5% en el tercer trimestre de 2022. Además, en términos interanuales, la población ocupada en Sevilla ha crecido casi un 10% con respecto al último trimestre de 2021, poniendo de manifiesto el «fuerte dinamismo del mercado laboral de la provincia». La tasa de desempleo también demuestra una tendencia positiva este tercer trimestre, al situarse en el 17,6%, gracias a la «recuperación» del sector turístico.Las tasas interanuales de inflación continuarán siendo elevadas en los próximos meses, aunque se prevé «una moderación paulatina» en línea con el comportamiento de los precios de las materias primas y los productos energéticos. La tendencia «decreciente» de los crecimientos interanuales del IPC hace que los expertos «revisen a la baja» la previsión, situándolo en 8,6% frente al 9,4% estimado en el último número.»A pesar de esta revisión al alza, el escenario no está exento de riesgos, y el riesgo de recesión sigue estando latente si el escenario económico se vuelve más adverso, como consecuencia de un nuevo repunte en los precios de las materias primas; un endurecimiento excesivo de las condiciones de financiación, que dificulte la refinanciación de la deuda pública, o una fuerte recesión en las economías europeas», ha explicado Manuel Alejandro Cardenete, director ejecutivo del Barómetro Económico de Sevilla y catedrático del Departamento de Economía de la Universidad Loyola.Estos datos se han dado a conocer durante la presentación de la decimoquinta edición del Barómetro Económico de Sevilla en el Colegio Profesional de Economistas de Sevilla, publicación coordinada por el profesor del Departamento de Economía de la Universidad Loyola y director del informe, Manuel Alejandro Cardenete. Han estado presentes en el acto, el decano del Colegio de Economistas, Francisco J. Tato Jiménez, y Rafael Peral Sorroche, responsable de Convenios, Colectivos e Instituciones de Caja Rural del Sur.A pesar de todo, los indicadores económicos de Sevilla continúan mostrando una «desaceleración de la actividad económica». La creación de Sociedades Mercantiles ha aumentado en septiembre, sin embargo, se ha mantenido «volátil» durante todo el año 2022. Similar es el comportamiento presentado por la matriculación de vehículos, que continúa a la baja motivado por la «escasez de componentes», el incremento del precio de los carburantes y la subida de los tipos de interés.El índice de confianza empresarial parece recuperarse en el tercer trimestre del año en curso. Estos registros, similares a 2018, son una tendencia decreciente mayor para Andalucía que para la provincia. En agosto, el turismo andaluz reportó 7,3 millones de pernoctaciones, un 96% de las reportadas en el mismo mes de 2019. En Sevilla, el comportamiento fue similar al de la región, con un 95,9% de las pernoctaciones registradas en agosto de 2019. En septiembre, fueron «aún mejores», pues se registraron, respectivamente, un 95,1% y 93,9% de las pernoctaciones de septiembre del pasado año. «Especialmente, reseñable es la fuerte recuperación en Sevilla de las pernoctaciones realizadas por turistas internacionales», destaca el barómetro.En lo relativo al sector exterior, la disminución de las importaciones respecto al segundo trimestre –519,05 millones–, provocado por el alza de los precios de la energía, y el incremento de las exportaciones –922,4 millones– provocan un «fuerte incremento del saldo comercial», que se situó en 403,33 millones en el tercer trimestre de 2022. La inflación se situó en septiembre en el 9,3% (frente al 10,9% de agosto), mientras que en octubre se fijó en el 7,4%. A pesar de esta disminución, la inflación sigue siendo el principal factor negativo de la actual situación económica.Según ha expuesto Cardenete, «La recuperación se explica principalmente por el comportamiento de la componente vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles, lo que muestra que la inflación podría moderarse en los próximos meses». En el tercer trimestre de 2022, el indicador sintético trimestral de actividad económica (Índice BES) se situó en 108,4 para Sevilla, frente al 98,0 del segundo trimestre, y en 103,7 para Andalucía, frente al 104,2 del trimestre anterior-.También te puede interesar:Sevilla exporta un 34% más que en 2021

Leer másSevillaRSS – Noticias de Andalucía

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Generated by Feedzy
Abrir chat
¿ Hablamos ?..
Cope Écija
Hola, ¿ En que podemos Ayudarte ?