«Mucho es genética. Tengo que dar las gracias a mis padres. Ellos son del voleibol y es un deporte en el que la gente alta va muy rápido al suelo», señaló el portero belga.
Thibaut Courtois, portero internacional belga del Real Madrid, desveló que además de la «genética» heredada por sus padres, fue clave para convertirse en uno de los mejores guardametas del mundo el voley playa para desarrollar la habilidad de ser «rápido abajo» midiendo 2 metros.»Mucho es genética. Tengo que dar las gracias a mis padres», reflexionó Courtois buscando razones que han impulsado su crecimiento como deportistas. «Ellos son del voleibol y es un deporte en el que la gente alta va muy rápido al suelo. Desde niño me tiraba al suelo en el jardín y con el voley playa. Eso también me ha hecho portero y me ayuda mucho. Medir dos metros e ir rápido abajo te ayuda a parar muchos balones”, desveló en Real Madrid Tv. ?? @thibautcourtois: “Jugar en el Real Madrid es un sueño y espero continuar muchos años aquí a este nivel.”?? ¡Mira la entrevista en vídeo!— Real Madrid C.F. (@realmadrid) February 24, 2022Courtois hizo publicas situaciones del día a día en las concentraciones del Real Madrid, como el estudio de rivales en los lanzamientos de faltas y penaltis por el cuerpo técnico, que le hacen acudir a los partidos con una mejor preparación.»Siempre me traen un vídeo en la comida donde están las faltas, algún gol y los penaltis de siete u ocho jugadores diferentes. Hay una ficha que prepara el preparador de porteros, Llopis, con los últimos penaltis», desveló.De esta manera, Courtois ha elevado su acierto en los penaltis. «Antes del partido, veo quién juega porque a veces el tirador depende de quién juega. Yo le digo mi sensación de un tirador, él me dice la suya y casi siempre acertamos. Al final, es tener esa suerte en los partidos de poder parar el penalti. Últimamente la estoy teniendo».Para el portero belga su carrera atraviesa por su mejor momento. «Llevo dos o tres años jugando muy bien, ayudando al equipo. El año pasado creo que jugué una de las mejores temporadas de mi carrera pero sin ganar ningún título. Entonces, al final se olvida un poco, salvo aquí en el club y con los aficionados. Como este año estamos arriba y haciendo las cosas bien, llama más la atención».Con Carlo Ancelotti, reconoce Courtois, que trabaja para mejorar «la salida de balón» y crecer como portero, y desveló que en su infancia «tenía una bandera del Bernabéu» en su habitación y «una camiseta de Iker Casillas».

Por

Generated by Feedzy
Abrir chat
¿ Hablamos ?..
Cope Écija
Hola, ¿ En que podemos Ayudarte ?