La campaña «Bono Sevilla » permite que una compra de 50 euros en un pequeño comercio de barrio acabe costando 30. Es una inyección de 1,47 millones al sector de aqui a navidad
El alcalde de Sevilla, Antonio Muñoz, ha presentado este martes la campaña Bono Sevilla para impulsar las compras en el pequeño comercio de barrio, con un presupuesto municipal de 600.000 euros y que supondrá una inyección de 1,47 millones al sector durante el otoño. Esta nueva iniciativa se basa en un bono por el que «se incentiva la compra directamente al consumidor». Así, de 50 euros de compra, 20 saldrán gratis.En concreto, se distribuirán 29.400 bonos de 20 euros cada uno, que, en volumen de compras, alcanzarán los 1,47 millones en aquellos establecimientos comerciales y hosteleros que sean microempresas o que estén regentados por autónomos. En otras palabras, la compra mínima será de 50 euros, de los que 20 euros son aportación municipal, mientras que el consumidor abona 30 euros, ha informado el Ayuntamiento en una nota de prensa.Por ello, Muñoz ha hecho un llamamiento a los establecimientos para que se adhieran a la plataforma tecnológica creada al efecto, y a los consumidores a que adquieran los bonos mediante la APP diseñada para esta campaña. Los 29.400 bonos se adjudicarán según las llegadas de peticiones. De entrada, el consumidor tiene que ser mayor de edad. Puede solicitar y adquirir hasta cinco bonos de 20 cada uno. La solicitud se efectúa a través de la página bonosevilla.es o la APP Bono Control, se adjudican los bonos solicitados con el límite de cinco y se recibe en un correo electrónico o en el móvil un código QR que será escaneado por el establecimiento en el momento de pagar la compra.Al finalizar la semana, el comerciante recibe el importe de la liquidación de las compras. Si opta por agotar los cinco bonos, serán 300 euros los que pague el consumidor, y 200 los que aporta el Ayuntamiento. Los establecimientos que se pueden adherir deberán estar catalogados como microempresas, y ejercer su actividad en la capital como comercio minorista –exceptuándose tabacos y artículos para el fumador, artículos de farmacia– y pequeña hostelería. «En suma, los comercios típicos de barrio», ha incidido Muñoz.El listado de establecimientos adheridos se publicará en www.bonosevilla.es/establecimientos y el periodo para la adhesión será del 15 de septiembre a 15 de octubre. Del 65 de octubre al 30 de noviembre –o antes si se canjean todos los 29.400 bonos–, los consumidores podrán adquirir su bono y realizar las compras en los establecimientos adheridos. Si el importe de la compra supera los 50 euros, el cliente abonará in situ la diferencia en el establecimiento.»Con esta iniciativa, damos una vuelta de tuerca a las ayudas anuales que llevamos concediendo al pequeño comercio desde 2015. Si antes eran subvenciones a las asociaciones comerciales para cuestiones como modernización e incorporación de nuevas tecnologías, en esta ocasión fomentamos directamente las compras. No serán ayudas directas al comercio y sus profesionales para afrontar inversiones, sino al consumidor para que compre en los establecimientos. De esta forma, se benefician las familias y se benefician los comerciantes», ha explicado el alcalde en el Centro Cívico San Pablo.Antonio Muñoz, acompañado por el delegado de Economía, Comercio y Turismo y también del Distrito San Pablo Santa Justa, Francisco Páez, ha explicado que esta campaña Bono Sevilla se lanza precisamente en una época (mediados de octubre a finales de noviembre) en la que tradicionalmente existe «un frenazo» en las ventas del comercio, al ser el tiempo comprendido entre el verano y la campaña de Navidad. «Por tanto, es el momento más idóneo para lanzar esta campaña de impulso al comercio, justo cuando salimos del esfuerzo económico que supone para las familias la vuelta al cole», ha argumentado el primer edil.De hecho, Muñoz ha encuadrado esta iniciativa en el paquete de medidas que está adoptando el Ayuntamiento para encarar el escenario de incertidumbre económica mundial, derivado de la guerra en Ucrania, la crisis energética y la subida de la inflación. «El Bono Sevilla es una experiencia piloto para ver cómo funciona este año. Pero si funciona, que lo hará porque partimos de modelos similares adoptados en ciudades como Pamplona y Zaragoza, la intención es darle continuidad en ejercicios sucesivos incrementando la partida presupuestaria», ha abundado.También te puede interesar:Empieza a tramitarse la pasarela entre Altadis y San Telmo

Leer másSevillaRSS – Noticias de Andalucía

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Generated by Feedzy
Abrir chat
¿ Hablamos ?..
Cope Écija
Hola, ¿ En que podemos Ayudarte ?